06 enero 2009

Dia de Reyes tránquilo y sin novedades

Recuerdo que el día de Reyes del año pasado consistió en una imagen que edité con el paint diciendo de forma triunfal “Tengo secuestrado al monito de la rosca”. Hoy no me tocó el monito, lo que excluye la tamaliza para el dos de febrero, y eso quiere decir menos gasto. Todo fue cuestión hecha de forma rápida, mi tía la Creisi estaba cansada y mentando madres, cuando ella pregona mucho sobre la armonía, el feng shui, ángeles y su lema es “todos somos hijos de la luz”. A mi abuela le sacaron unos hilos microscópicos de los ojos, se está recuperando de una operación. Desayuné carne de venado, mejor que otras que he probado. Realmente fue otro día ordinario, me quedaré sola unos días porque la familia viaja por compromiso. Anduve de paseada en una camioneta, durmiendo, durmiendo, durmiendo y durmiendo, no supe que más pasó alrededor, creo que pasamos por las telas parisina y yo fui a una librería del centro, ya lo demás me parece borroso.

Si acaso hay una cosa que me gusta de Reynosa, y eso son sus atardeceres



Algunas personas del D.F. y de Monterrey me han dicho que el cielo de Reynosa parece como si en cualquier momento se fuera a caer de lo cerca que está, yo les digo que no teman, es algo normal por aquí. Supongo que como está la referencia de las montañas es fácil asumir que el cielo es alto, pero como acá todo es plano, entonces el cielo tiende a bajar, al menos desde nuestra perspectiva.

Fue un día lento, dormiré esperando un día mejor mañana

2 comentarios:

DECIREVES dijo...

las tardes regias se imponen en verdad, en este blogo (www.elrehilete.blogspot.com) de una revista que nunca salio obra de mi amiga Laura Avalos alias la Aeromusa publique unas fotitos que no distan mucho de lo que tu publicas aqui en tu casita virtual...
las mañanas tambien son hermosas y mas los rumbos donde yo vivo, onda Sigur Ros

saludos!

Ciudadana Herzeleid dijo...

Claro que he visto las mañanas de Monterrey, y son más hermosas las del otro lado del cerro de la Silla y por Guadalupe es igual, también tengo fotos de esos atardeceres, pero hay algo que nunca encuentro y eso si lo veo por acá son las tardes rojas, ese es el color que tienen antes de que anochezca completamente, lo ves en la linea de horizonte y los hace más coloridos, de esos abundan por acá, y no se diga en verano.

Pero una cosa compensa la otra, por ejemplo en Monterrey tienen días más nublados, de algodón, y esos me hace gracia pues con ellos siempre me siento niña buscando figuras en el cielo, y aparte ¿que te vas a fijar en el cielo cuando tienes la Huasteca o Mitras? =).