13 junio 2013

Post número #7 del proceso en 30 post diarios en la primera etapa de desintóxicación universitaria

De otro día de ocio chacotero y chaquetero, angustias burocráticas, zombies y dormites tempraneros

 Pues ayer prácticamente no hice nada, nuevamente me quedé todo el día acostada, y en el suelo, esto debido a que limpié el colchón, fue una mala combinación el ir a la lluvia y acostarse mojada. Ya al terminarse de secar nuevamente volví a acomodarlo para acostarme de nuevo. En lo que pasé viendo televisión, regando mis plantas, comiendo como puerca (sabritas, pan y esas cosas tan sabrosas pero tan engordadoras) también me puse a ver cortos de Enchufe TV, es un canal de comedia ecuatoriano, y su lenguaje tiene tanto que ver con el mexicano, expresiones como "simón", "verga" y "'tas jodido" fue lo primero que me gustaron. Desconozco a los actores, productores y directores, pero neta que hacen cosas bien chingonas, humor sencillo, adaptado a estos tiempos rápidos. Y aunque lo conocí por una parodia que hicieron de una chava que hace su tesis (¡aaaahh, tesis!), lo que vi después fue esto


 

Sí hubo quien no comprendió el Harlem Shake, muchos menos comprenderá esto que incluso se puede considerar pasado de moda, pero Me Gusta y LOL'D no pueden pasar de moda, porque en realidad nunca lo estuvieron, únicamente fueron fenómenos de internet (los conocidos memes) y de ahí envirularon toda la realidad, creo que es de esos casos donde la tela delgada de la realidad internetera pasó a formar parte de quienes no navegan en ella. Pero en el mejor de los casos, fuera del ME GUSTA, el corto que me encantó fue este.


Y bueno, esta es la visión desde el zombie, pero acá se libera y hasta se pregunta cómo es que sigue vivo, obtiene nuevos amigos, cosa que nunca hizo en vida, y también se ríe de su condición de muerto, y aquí es en donde importa realmente el zombie y no el cazador o el que sobrevive a ellos, porque dentro de todos tenemos alguno, como dirían los Cranberries "In your head, zombie, zombie". 

Tengo amigos que me critican estos gustos porque no le ven gran aporte, y que incluso lo comparan con los chistes de pastelazos, podría ser así porque muchas veces la sangre es chocolate con tintura roja, o miel muy espesa con colorante artificial, pero finalmente estos efectos de maquillaje también sacan el lado inocente a la creación de los zombies. No me considero una experta, me falta ver mucho sobre el género, pero se puede decir que lo mío proviene desde el primer largometraje de George A. Romero "La noche de los muertos vivientes" de 1968, "Zombie" de Lucio Fulcio, con la clásica escena del ojo machado que ha sido usada en otras películas y series, incluídas "Walking dead"  y claro, los más cercanos como las secuelas de "Resident evil", Los 28 ("28 días después" y "28 semanas después"),  y las zombie comedias como "Shaun of the dead" y "Zombieland" (una inglesa y la otra estadounidense), y mi gusto vino influenciado por mi hermano, a quien también le gustan esas películas, en parte. Y bueno, tengo mis ataques en donde me gusta ver cortos y cosas relacionadas a los zombies, son The ultimate existencialistic being. La fragilidad del ser humano se ve reflejados en ellos, ciertamente no importa quien vive o muere, sino cómo se sobrevive. Opto por la visión de "Walking dead" retomada de la estructura de Romero, los zombies no son lo que atrae por sí mismo, sino por ser un desastre natural, uno peor que un huracán o una tromba, uno parecido al de la guerra. Cada estereotipo o nueva creación de zombie hace una nueva forma de encubrir los abusos de la tecnología, y del propio ser humano. Aquí otro cortito que vi en época de zombie estudiantil, el zombie que se contagia mediante las computadoras, es un concepto de ha sido poco explotado. Hace muchos años, antes de entrar a la universidad vi un corto en el Festival de Macabro de la Cineteca Nacional, Canibal Ferox se llamaba el dichoso ciclo, ya que incluía cortos desde la vida de la Condesa Bathory, hasta hermanos mudos que se comen a una sidosa, pasando por un cortito español llamado "Humanos con patatas", desde entonces he querido buscar ese mediometraje de un tipo que consigue una carrera técnica en línea, y de ahí ejerce sus facultades hackerianas para entrar a una página porno, pero de algún modo desarrolla un virus de computadora que luego pasa a ser el virus de personas, el cual contamina un edificio corporativo. Son solo propuestitas, pero ninguna se ha afianzado tanto. Pero por mientras queda esta otra que hace una parodia a Michael Jackson y el baile del robot, ustedes pueden sacarle mucho más


Después de todo el ocio anterior me avisaron que ya tenía que hacer movimientos burocráticos para ir organizando lo de mi titulación, juntar acta de nacimiento, Kardex actualizado (el cual está en una línea y efectivamente, demuestra que nunca tuvo vida, ni una segunda, ni una tercera, y por ende parece un zombie), CURP, donativo a la biblioteca, y otras mamarrachadas en las que no quiero pensar y regresar a comportarme como un erizo. Por cierto, mi novio tiene una pareja de erizos, los llamó Peter y Souxie, quisiera ver a la Souxie, al Peter lo vi cuando era una ratita con espinas, bien chiquitito. Creo que por eso ando usando mucho la metáfora del erizo, esos cuando se enojan se entierran y lo que son sus pelos-picos se encrespan, de tal modo que nadie puede dañarlos ni acercarse, son muy sensibles a estimulos externos, y como todo buen ser vivo, necesitan hartas dosis de cariño y amor para que se desenvuelvan y crezcan.

En fin, para las once estaban pasando en la televisión, no recuerdo en qué canal "The diary of deaths", y aunque la vi algo chafa, como las producciones inglesas que han sacado últimamente (echas chafas a propósito, pues es una línea de las películas de este género), me atrajo por ser una universidad atacada por zombies, como una forma de ver si realmente vale la pena aprender tanto de los libros si afuera está el desmadre, algo así como el narco hoy en día, algo así como la gente que muere de cáncer, algo así como aquellos que secuestran, algo así como aquellos que mueren en su servicio social, algo así como aquellos que vienen de lugares lejanos presenciando el peligro que se acerca y no pueden decir nada, algo así como los que tienen desamores y no saben como expresarlos, algo así como los pendejos chavos suicidas sabios que dejan este mundo por que es muy perro el cabrón... algo así. Creo que el error de entre los dirigentes de la universidad está en esa brecha en donde los dirigentes tienen asegurado todo, pero no tienen idea de a qué chingados están expuestos su alumnos, a los estímulos de fuera. Como dijera otra amiga cuando la coordinadora le preguntó que qué le pasaba y porque su kardex estaba así y por qué tenía tantas en quinta oportunidad, ella le respondió que lo que le pasaba era la vida. La vida está rejuerte, mijos, si fue juerte para los que vivieron en la depresión de los noventas, lo está mucho más para los que viven ahora que son pequeñas efímeras (insectos de corta duración).

Después de lo anterior y dejar que el día pasase en un time lapse necesario, dormí, nada podía hacer si no podía moverme monetariamente hablando. Hablé con él por el escaipe, tenía mucho tiempo sin verlo, y él no me pudo ver por la calidad de mi cámara, y malinterpreté la calidad de su mano, quizá por ver tanto zombie y por ver gifs como este (bajo su propio riesgo haga clic, está juerte la imagen, hipnotizante pero juerte) . "¡Cuanta complicación, esto es un desastre ultramoderno!"

Me retiro, ahora tengo que hacer lo que no quiero hacer, que es visitar la jodida universidad, procuraré no quedarme mucho, quedarme me enferma, me revuelve la panza y me zumba el cerebro. Permiso

No hay comentarios.: